Find a Physician
select

Related Links

Library Multimedia Healthy Living Health Centers Your Family En Español Interactive Tools

Get Adobe Flash player

A-A+ Home | Print | Email | Add This | Adjust text size

Back to pediatric spanish conditions

Niño que se Niega a Asistir a la Escuela

¿Qué significa que un niño se niegue a asistir a la escuela?

Se refiere a un niño que padece algún tipo de ansiedad u otro problema que afecta su interés por asistir a la escuela. Esta fobia a la escuela puede evidenciarse en tres tipos de situaciones diferentes, entre las que se incluyen las siguientes:

  • niños pequeños que van a la escuela por primera vez
    Es un tipo de rechazo normal que se desarrolla debido a la ansiedad de la separación de un niño, o a la incomodidad que le representa dejar a una figura paterna. Este tipo de temor generalmente desaparece pocos días después de que el niño comienza a asistir a la escuela.

  • temor
    Los niños mayores pueden desarrollar una fobia a la escuela basada en un temor real a algo que podría sucederles allí, como por ejemplo, compañeros abusivo o malos tratos por parte de un maestro. En esta situación, es importante hablar con su hijo para intentar determinar el origen de esos temores.

  • tensión emocional
    El último tipo de fobia a la escuela se observa en niños que están verdaderamente angustiados por dejar a sus padres. Por lo general, estos niños disfrutan de la escuela, pero se encuentran demasiado ansiosos por tener que dejar a sus padres para asistir a clases.

Datos acerca de la negación a asistir a la escuela:

  • Es la tercera causa más común por la que los niños faltan a clases.

  • Por lo general existe un vínculo fuerte entre el progenitor y el hijo.

  • Los niños pueden estar deprimidos.

¿Cuáles son los signos de la negación a asistir a la escuela?

Si bien cada niño es diferente, a continuación se enumeran algunas de las conductas que podría exhibir su hijo:

  • puede quejarse de otros síntomas (es decir, dolor de estómago, dolor de cabeza) que mejoran tan pronto como se le permite faltar a la escuela

  • puede decirle que está ansioso o temeroso por una situación determinada que acontece en la escuela

  • puede negarse a dejar a uno de sus padres debido a un cambio en su vida como por ejemplo, los siguientes:

    • escuela nueva

    • mudanza reciente

    • hermana o hermano nuevo

    • hermano, hermana o progenitor enfermo

    • divorcio

    • muerte en la familia

¿Cómo se diagnostica la negación a asistir a la escuela?

Generalmente, se diagnostica mediante un abordaje multidisciplinario que incluye a su médico, a usted, al niño y a las maestras y consejeros. La participación del médico de su hijo consisten en descartar cualquier problema médico real que pudiera padecer el niño y, para hacerlo, se basa en un examen físico completo y el estudio de los antecedentes médicos. También se puede contactar al personal de la escuela para obtener más información.

Control de la negación a asistir a la escuela

Debido a que cada niño es único, cada situación se manejará de forma individual. A continuación se enumeran algunas determinaciones que podrían resultar beneficiosas para ayudar a su hijo:

  • Vuelva a llevar a su hijo a la escuela. Asegúrese de que el personal de la escuela comprenda la situación y que no envíen al niño a su hogar por razones equivocadas.

  • Considere la terapia familiar si existen otros problemas.

  • Permita que el niño hable acerca de sus preocupaciones y temores.

  • También puede recurrirse a una separación gradual del progenitor y su hijo en la escuela. Una posibilidad es permitir que, en un principio, el progenitor se siente con su hijo en el salón de clases y que luego pueda seguir asistiendo, pero que se siente en otro salón, y continuar después alejándose del niño.

  • Es posible que sea necesario derivar a su hijo a un psicólogo o psiquiatra infantil.